Durante cinco días, más de seis millones de personas se encontraron en la avenida 9 de Julio para celebrar la Semana de Mayo, en conmemoración de la Revolución de Mayo de 1810.

Año tras año, los 25 de mayo son conmemorados como el Día de la Patria. Entre el 21 y el 25 de mayo de 1810, un puñado de hombres y mujeres se concentraron frente al Cabildo de Buenos Aires para exigir la destitución del virrey de España y constituir una Junta de Gobierno. Nacía de esta manera una revolución que dio los primeros pasos en busca de una soberanía nacional.

Doscientos años después, entre el 21 y 25 de mayo de 2010, más de 6 millones de personas recorrieron la 9 de Julio y sus alrededores para participar de una celebración inédita: la conmemoración del Bicentenario de la Revolución de Mayo. Argentinos y argentinas salieron a las calles a vivir días una fiesta sin precedentes. No solo argentinos. Para el Bicentenario, la presidencia de Cristina Fernandez de Kirchner invitó a siete mandatarios sudamericanos a la fiesta popular como signo de la hermandad regional.

 

 

Leer más: Vísperas de la Revolución

 

Desde la Antártida hasta La Quiaca, incluso en las sedes consulares, se celebró el 25 de mayo a través de fiestas en plazas, recitales, charlas abiertas, concursos de arte e historia, foros, congresos, seminarios, entre centenares de propuestas.

Representantes de las provincias viajaron a Buenos Aires para desfilar por la 9 de Julio y compartir sus saberes, sus riquezas naturales, sus emprendimientos, sus delicias gastronómicas en diferentes stands a lo largo del Paseo del Bicentenario. Las organizaciones sociales como las distintas colectividades del mundo residentes en el país, también deleitaron con sus menú típico de cada región, bailes, muestra de arte y conversatorios.

Durante el año se impulsaron decenas de producciones gráficas y audiovisuales realizadas por equipos interdisciplinarios de artistas, historiadores, escritores, cineastas, que recrearon el sentir de nuestro pueblo y que fueron compartidas durante la celebración.

Tres millones de personas entonaron al unísono el Himno Nacional sobre la Av.9 de Julio

La Argentina vibró con luces y sonidos

Recitales que contaron con la presencia de los más grandes exponentes de la musica argentina como también de artistas emergentes, se sucedieron durante los cinco días de festejo: Luis Alberto Spinetta, Moris, Fito Páez, Juanse, León Gieco, Liliana Herrero, Litto Nebbia, Teresa Parodi, Vox Dei, Víctor Heredia, Soledad Pastorutti, Gustavo Santaolalla, Toto la Monposina, Jaime Roos, Agarrate Catalina, Gilberto Gil y Pablo Milanés fueron de los/as grandes que estuvieron presentes y compartieron sus canciones clásicas que forman parte del sentir popular.

El mismo 25 de mayo, los y las argentinas pudieron asombrarse con la caravana que partió de Plaza de Mayo rumbo al Obelisco, desplegando un espectáculo en el que más de 2.000 artistas, a través de una puesta en escena donde abundaron las acrobacias, juegos de luces y efectos visuales de alta tecnología, narraron diferentes escenas de la historia argentina.


(Foto:AFP)

Entre otros de los hitos que se recuerda fue la reinauguración del Teatro Colón donde se realizó un espectáculo multitudinario sobre la avenida 9 de Julio y una función de gala patriótica con sinfónica, ballet y la representación de la ópera lírica «La Bohème» de Puccini.

Latinoamerica presente

En 1910 y bajo la presidencia de José Figueroa Alcorta, la Infanta Isabel de Borbón, en representación de la corona española, fue la figura política internacional principal en las celebraciones del Centenario de la patria.

Para el Bicentenario, la presidencia de Cristina Fernandez de Kirchner invitó a siete mandatarios sudamericanos a la fiesta popular como signo de la hermandad regional. Junto a ellos, inauguró el Salón de los Patriotas Latinoamericanos del Bicentenario, en la Casa de Gobierno donde se exponen 24 retratos aportados por gobiernos de la región. Rafael Correa (Ecuador), Evo Morales (Bolivia), Hugo Chávez (Venezuela), Sebastián Piñera (Chile), Lula da Silva (Brasil), José Mujica (Uruguay), Fernando Lugo (Paraguay) y ex presidente de Honduras Manuel Zelaya fueron quienes estuvieron presentes.

 

En el Paseo del Bicentenario, desplegado por la avenida 9 de Julio, se manifestaron las más diversas expresiones culturales, políticas y artísticas nacionales e internacionales.

Como un clásico en el mundo, el Banco Central emitió 300 millones de monedas conmemorativas donde los paisajes del glaciar Perito Moreno, el Pucará de Tilcara, Mar del Plata, el Palmar de Colón y el Aconcagua son los protagonistas.

Además de la magnífica celebración en Buenos Aires, el Bicentenario se reivindicó reforzando e impulsando pequeñas y grandes acciones a lo largo del año.

Se pusieron en marcha las 200 casas de la historia y la cultura, como espacios de encuentro, formación y recreación de nuestros niños y jóvenes. Así nación en marzo de 2010 se inauguró la Casa Nacional del Bicentenario, que forma parte de nuestros Museos Nacionales.

La Casa hoy, diez años después, es uno de los espacios más importantes de arte contemporáneo argentino, reconocido por albergar en sus salas a los más renombrados premios de artes visuales del país, al tiempo que continúa su labor en la construcción de la identidad nacional a través del desarrollo e incentivo de la producción artística.


Exposición Escenario Dinámicos, 2020.

Este 2020 no podremos llenar las plazas de nuestros pueblos y ciudades pero podemos revivir los momentos más sentidos de aquella fiesta que quedó en la memoria y en los corazones de todos los y las habitantes del país.

Compartimos un especial de la TV Pública

FUENTE: Ministerio de Cultura de la Nación.


Si te gustó compartilo    

¡Comentá! ¡Escribinos!